O Impacto de um Livro (O Castelo) 

O artista mexicano Jorge Méndez Blake, é o criador desta obra intitulada originalmente “El Castillo” (O Castelo) e conhecida nas redes sociais como “O Impacto de um Livro”.

O livro embaixo do muro
O livro embaixo do muro
Visão do muro, de perto
Visão do muro, de perto
Visão geral do muro
Visão geral do muro

A obra consiste em um muro de tijolos com um livro embaixo, “El Castillo”, de Frank Kafka, em versão espanhola. O livro faz que os tijolos quebrem a sua uniformidade, mostrando poeticamente, segundo a minha própria interpretação, a influência do conhecimento e da literatura sobre o pensamento padronizado, abrindo a possibilidade de quebrá-lo.

 

Para saber mais:

Jorge Méndez Blake, El Castillo. http://www.mendezblake.com/el-castillo/

Esta obra de arte mexicana recuerda en redes el impacto de un libro. http://verne.elpais.com/verne/2016/03/04/mexico/1457053584_656377.html

Como darte de baja o cancelar una cuenta en internet

just-delete-me-cancelar-servicios-web
jusdelete.me Cancela tus servicios web

¿Has intentado alguna vez darte de baja de Hotmail, Youtube, Flickr…?

En ocasiones encontrar el enlace para eliminar tu cuenta o cancelar un servicio en la web puede ser una tarea ardua, con su consecuente pérdida de tiempo.

Desafortunadamente es un proceso que debemos hacer manualmente, no podemos automatizarlo (por ahora), pero existen herramientas que nos pueden ayudar.

Justdelete.me es un directorio con información sobre la dificultad para cancelar una cuenta, enlaces directos a la página donde hay que dirigirse y además explica brevemente los pasos que debes dar para olvidarte definitivamente de esa web. Esta web recoge cientos de servicios en línea y se pueden ordenar por dificultad, popularidad u orden alfabético. Una excelente ayuda para dejar atrás tu vieja cuenta de Foursquare que hace tanto que no usas o esa antiguo mail de Hotmail lleno de spam .

Este es mi preferido, pero ¿conoces alguna otra web de este tipo?

Bibliotecas e bibliotecários na era de Internet (vídeo)

Um breve vídeo, feito pela companhia Common Craft, sobre que papel tem as bibliotecas e os bibliotecários agora, na era de internet. Em inglês, legendado na mesma língua.

Você acha acertado? Acrescentaria alguma coisa?

“No leas el Diario de Ana Frank”, cosas del Copyright

En el blog  Tramullas.com leía esta historia sobre uno de los muchos problemas con los derechos de autor:

No leas el Diario de Ana Frank: otro injustificado abuso del copyright

Desde mi punto de vista no diría: “No leas el Diario…”, sino “No compres el Diario..”, puedes tomarlo prestado de una biblioteca o comprarlo de segunda mano. 😉

Y para aquellos que no lo sabían, así funciona el mundo del copyright.

 

La investigación y el “factor banderitas”

Mucho se ha hablado del sesgo anglosajón en las grandes bases de datos de información científica, un tema muy tratado sobre el que pocas novedades se pueden aportar. Hoy me gustaría comentar otro sesgo, tal vez derivado de este, al que le he puesto un nombre que debe entenderse con un cierto retintín: el factor banderitas.

Hace un tiempo hablando con un responsable de una revista española, comentaba que en su revista no suelen publicar estudios de casos de una universidad en concreto, así que, pongamos que tengo un estudio de la Universidad de Extremadura muy interesante sobre una materia X: “el jamón (ibérico) en los jóvenes universitarios extremeños”. Algunas revistas importantes en España serán reacias a publicar artículos con este tipo de estudios porque los consideran de poca relevancia internacional. Esto ocurre porque hay revistas que priorizan su objetivo de mejora a nivel mundial publicando artículos más generales, entre los que desafortunadamente este tipo de trabajos no van en consonacia con su filosofía.

Con todo esto surge un problema en el maravilloso mundo de la investigación, conocido desde este mismo intante, porque me lo acabo de inventar, como el factor banderitas.

El investigador y el factor banderitas

Por un lado cuando uno escribe un artículo aprende, que para hacerlo “bien” (asterisco, asterisco) hay que buscar referencias internacionales, queriendo esta última palabra decir “anglosajonas”. El factor banderitas sale a la luz, el propio investigador busca aproximarse a un tipo de referencias que le facilite, permítase la expresión, justificar su trabajo. Para ello nada mejor que estudios anglosajones en los que solemos depositar toda nuestra confianza y colocar, en ocasiones de forma incorrecta, por encima del resto.
Pero esto del investigador sesgado se las trae, porque buscando por ejemplo estudios sobre el interesantísimo tema: universitarios y jamón, resulta que, corríjanme si me equivoco, existe una tendencia a creer que un mismo estudio en la University of Michigan’s People es más importante que otro en condiciones similares de la Universidad del Café en Colombia.
Con ello, esta búsqueda de la referencia internacional a menudo concluye en un autosesgo no siempre justificado en beneficio de la literatura anglosajona.

Las grandes publicaciones y el factor banderitas

Ahora resulta que buscamos las mejores revistas del área, que como suele pasar están en EEUU o Reino Unido. Entre las grandes revistas de estas zonas no parecen tener tantos reparos por publicar artículos locales, que además presentan bajísimas muestras de 40-100 personas sobre el jamón (de York en este caso) y los universitarios.

Y entonces resulta que un español tiene un trabajo sobre el mejor jamón, el ibérico, con una muestra bastante aceptable, 400-500 alumnos, pero no puede publicarlo en una buena revista nacional, pero si ese mismo estudio, con idéntica metodología y una muestra menor fuera de una universidad con banderita, entonces la situación cambiaría.

Conclusión

Por una lado tenemos la autocensura o el sesgo que nos autoimponemos nos lleva a buscar literatura de una cierta procedencia, generalmente de EEUU o la Gran Bretaña. Esto el algo que podemos hacer de forma inconsciente, pero sería aconsejable que nos diéramos cuenta de ello.

Hace no mucho encontré un estudio que no estaba mal precisamente en Colombia, lo deseché. Luego encontré otro en una universidad estadounidense, el estudio era interesante, de una revista excelente en mi área, iba a incluirlo en mi artículo pero cuando me fijé la muestra era ridícula. Tanto que no podía ni tan siquiera ser representativa de la propia universidad. En este punto fui consciente de lo absurdo que es asumir por defecto que unos estudios son mejores que otros simplemente por la banderita, es decir, el país de procedencia, pues hay otras cosas más importantes.

Por otro lado vemos que en estos países las revistas bien posicionadas sí pueden publicar estudios muy locales, de una universidad perdida o con unas muestras que no pasan de ser simbólicas. Y ese trabajo probablemente será alabado, loado, citado, referenciado y puesto de ejemplo en medio mundo. Eso sí tú desde España (o escríbase el país que corresponda) no puedes hacerlo, porque en la revista no tienen forma de obtener la deseada visibilidad internacional. Así que puedes intentar hacer todos los estudios que quieras de una universidad nacional, que algunas de las grandes revistas no te los publicarán.

Ya que es injusto, al menos deberíamos ser conscientes de lo que hacemos.

¿Tiene copyright la Wikipedia?

Hablando por Twitter comentaba que la Wikipedia no tiene copyright. Pero ¿es eso cierto? ¿Significa entonces que es una obra de dominio público?

Voy a tratar de simplificar un poco para hacer una entrada breve, pero comencemos por el principio.

La Wikipedia es una obra que tiene una licencia Creative Commons (CC), en concreto: Atribución – CompartirIgual 3.0 Unported.

Las licencias CC están basadas en la existencia de la legislación sobre propiedad intelectual, que para acortar y aunque no es exactamente lo mismo, denominaremos a partir de ahora copyright. Es decir, CC funciona sobre la base de la existencia del copyright tradicional.

Uy, ¿copyright “tradicional”? ¿Es que existen varios tipos?

No. En la literatura sobre la materia en ocasiones se habla de “tradicional” para hacer referencia al copyright tal y como siempre lo hemos conocido, es decir ese: “todos los derechos reservados”.

Cuando escribimos un libro con copyright, no decidimos qué derechos cedemos y cuáles nos reservamos, por defecto son todos reservados.

¿Y que pasa con las licencias CC?

Podemos simplificar afirmando que son un tipo de contrato que nos permiten, como autores, decidir qué derechos cedemos y cuáles nos reservamos, es decir flexibiliza el “tradicional” copyright dejando algunos de los derechos más importantes en manos del autor, por ejemplo podemos permitir la reproducción restringiendo los usos para fines comerciales.

Podríamos ver las licencias CC desde un punto de vista conceptual como una capa que se añade sobre el copyright. Una capa que varía sus propiedades, dotándolo de asombrosos superpoderes ;)

Entonces, ¿la Wikipedia tiene copyright?

Desde mi punto de vista no se puede decir que la Wikipedia tenga copyright por el mero hecho de tener una licencia CC. Lo que debemos de decir es que tiene una licencia CC.

De la misma forma sería absurdo afirmar que los proyectos copyleft “tienen copyright” porque estén basados en él (en este caso, para oponerse en algunos de sus aspectos fundamentales).

Un ejemplo

Ya hemos visto que la Wikipedia tiene una licencia de atribución y compartir igual. Por su parte el diario en línea ElPais.com está bajo copyright.

Imaginemos que tengo una panadería y quiero regalar mañana una copia de la Wikipedia impresa con la barra de pan, ¿podría hacerlo?

Técnicamente tendrás algunos problemillas para encontrar tal cantidad de papel e imprimirlo, ecológicamente parece que estás creando un desastre medioambiental, pero la licencia sí lo permite.

¿Y si quiero regalar una copia de ElPais.com?

Me temo que no. Aunque ambas operen sobre las mismas leyes de propiedad intelectual no significan que sean lo mismo. De ahí la afirmación de que la Wikipedia no tiene copyright y además creo importante remarcarlo, lo que tiene es diferente, es una licencia CC que te permite llevar a cabo una serie de acciones como reproducir una obra, compartirla, etc., sin necesidad de solicitar permisos.

¿Pero entonces la Wikipedia está o no está dentro del dominio público? ¿Puedo hacer con ella lo que me da la gana?

No, no todo es blanco o negro. No consiste en “si no tiene copyright entonces es de dominio público”, existen colores intermedios. La enciclopedia posee una licencia con “algunos derechos reservados” que prevalece sobre el “todos los derechos reservados”.
Y no, tampoco podemos hacer todo lo que nos de la gana, por ejemplo no la podemos plagiar. Para usarla hay que respetar la licencia, es decir, mencionar la fuente y compartir la información con una licencia similar o equivalente, nada más.

Si quisiéramos usar de la misma forma una obra con copyright, deberíamos comenzar por contactar con los responsables de los derechos de autor y a partir de ahí, tratar de negociar cuánto vamos a pagar, dónde la vamos a reproducir, fines y un largo etcétera.

 

Estos son algunos de los motivos por los que pienso que es importante diferenciar entre obras con copyright y obras con CC, pues estas licencias son una herramienta excepcional para la literatura científica y la educación. Ya sabemos que por Twitter no es fácil argumentar porque no tenemos espacio suficiente, pero en el blog al menos podemos intentarlo.

Como siempre son bienvenidos los comentarios, críticas, sugerencias…

Cómo eliminar la protección de un PDF en línea

Como investigador empleo una metodología de trabajo que consiste en ir copiando y pegando en un borrador multitud de fragmentos de texto de revistas, tesis doctorales, páginas web, etc. Acontinuación tras una primera aproximación a una temática, elimino lo que no me gusta y voy indagando en lo que me resulta interesante.

Siempre que hago esto, para no olvidar de dónde procede la información, escribo junto al fragmento el enlace del recurso empleado o el nombre del archivo de donde lo he sacado, por si en última instancia lo uso en un trabajo así tengo controlado de dónde procede y puedo citarlo como corresponde.

Uno de los problemas con los que me encuentro a menudo son los PDF protegidos. Estos archivos impiden copiar una sola línea, por lo que no puedo hacer mis borradores de trabajo.

Hoy no indagaré en las razones o si desde el punto de vista de los derechos de autor esto está bien o mal. Simplemente vamos a ver cómo desproteger un PDF cualquiera desde internet, sin necesidad de descargar ningún programa.

pdf_unlock

Paso 1: entrar en http://www.pdfunlock.com/

Paso 2: subir el archivo y pulsar sobre “Desbloquear!”

Paso 3: ya está, ahora podrás copiar el texto que necesites

Espero que te haya sido útil y si no es así ¿conoces alguna herramienta mejor?

(*Original publicado el 14/11/2014)

Información y sexismo

Esta entrada va a ser muy breve, sólo quiero llamar la atención sobre un hecho que, no por ser común en nuestra sociedad, deja de resultar llamativo. La información y el sexismo.Creo que es muy claro que en el mundo laboral, el nivel de exigencia a las mujeres acostumbra a ser superior que el de los hombres, porque no cobran lo mismo en igualdad de condiciones y porque tienen una condición indispensable y obligatoria, estar guapas. Algo que no nos”persigue” a nosotros, pero sí a ellas.

Hoy he hecho una búsqueda en Google Imágenes, tras ver la foto de abajo, ¿sabrías responder a estas preguntas?:

1. ¿Cuál de los dos es juez?

2. ¿Cuál tiene o ha tenido un éxito razonable en su vida laboral?

3. ¿Quién de los dos es modelo?

4. ¿Por qué uno tiene fotos de su cara y otro de cuerpo entero?

5. ¿Exigimo los mismo a los dos?

Juez vs juez

Solución:

Ambos son jueces, el de la izquierda es el juez Garzón, a la derecha Alaya. Ambos tienen o han tenido éxitos en su carrera profesional. Ninguno es modelo, aunque Garzón ha dado más entrevistas con posados que Alaya.

Aunque ambos tienen profesiones similares a uno de los dos, los medios lo destacan por su aspecto físico, ¿crees que es justo?

La lectura en la España del año 2014

https://i1.wp.com/web.archive.org/web/20150210093808/http://enriquemuriel.com/wp-content/uploads/2014/07/libro-cita-feuerbach.jpg?resize=607%2C607&ssl=1Hace unas semanas leí una noticia catastrófica, espeluznante, dantesca, apocalíptica sobre las editoriales y los libros en España: “Saltan las alarmas en el sector editorial español al retroceder 20 años” o “La facturación del sector editorial cae un 10% en un año“. Ambas noticias de dos diarios propiedad de los grandes grupos editoriales en nuestro país, pero no seamos mezquinos y pensemos, aunque sólo sea esta vez, que son objetivos. Eso sí debemos reconocer que ni siquiera los números, esos bellos elementos de representación de la realidad, están libres de interpretación.

Supongo que el hecho que un mercado (como el editorial) caiga en una época en la que mucha gente no tiene empleo no es un consuelo, en concreto el 25,6% de personas en edad de trabajar (que además para ser contabilizados deben buscar empleo de forma activa) según DatosMacro en 2013. A esto deberíamos añadir que hablamos de una situación compleja con donde existen unas cifras de entre el 29,5% y el 33,8% “de niños y niñas riesgo de pobreza y exclusión social” (Save the Children: “España, a la cola de Europa en reducción de pobreza infantil”). Por último me gustaría recordar que hay muchas personas que también deben salir del país porque les resulta imposible susbsistir allí, el abajo firmante entre otros muchos, o que el censo de población se ha reducido en 85.000 personas sólo desde julio de 2013 a enero de 2014 (INE).

Bien, una vez contextualizada una situación que seguro muchos conocíais, vamos a lo importante, las buenas noticias.

La lectura en España, una buena noticia

El informe escondía datos muy positivos para aquellos preocupados por la educación. Simplemente me limitaré a destacar el apartado 7 del informe del Sector del Libro, realizado por el Observatorio de la Lectura y el Libro.

  • El 92,0% de los españoles mayores de 14 años afirma leer en cualquier tipo de material, formato y soporte con una frecuencia al menos trimestral. Un dato que se incrementa 1,6 puntos respecto a 2011 (90,4%).
  • De estos, el 88,6% lee con una frecuencia al menos semanal, son los denominados lectores frecuentes. Respecto a 2011 este porcentaje se ha incrementado en 2,3 puntos porcentuales, situándose además a solo 3,4 puntos del porcentaje general de lectores.
  • A pesar de la estabilidad en términos generales, en los últimos cuatro años se ha incrementado el porcentaje de lectores de libros, pasando del 55,0% en 2009 al 63,0% en 2012.
  • La lectura de libros en el tiempo libre alcanza ya el 59,1% de los encuestados (57,9% en 2011). De estos, el 47,2% son lectores frecuentes. Descienden paralelamente los lectores ocasionales y los no lectores. Estos últimos han bajado 4,1 puntos porcentuales respecto a 2009.
  • El porcentaje de lectores digitales ha ido creciendo desde el 47,8% alcanzado en 2010 hasta el 58% en la actualidad. Este incremento se produce como consecuencia del aumento de lectores frecuentes, que han pasado del 42,2% en 2010 al 54,3% en 2012.
  • El ordenador se mantiene como el principal dispositivo de lectura de libros digitales, a pesar del incremento de la lectura en otros soportes digitales como el eReader o las tabletas.
  • Casi 3 de cada 10 españoles visita al menos una vez al año una biblioteca, siendo la biblioteca pública la más frecuentada. Estos establecimientos son valorados por los es pañoles con un Notable —un 7,8 en una escala de 1/10.

Entiendo la preocupación del sector del libro, pero estos datos son sin lugar a dudas, una buena noticia.

Para saber más:

El sector del libro en España 2012-2014 http://www.mcu.es/libro/docs/MC/Observatorio/pdf/Sectorlibro_abril2014.pdf